Últimos artículos de salud
Inicio » Medicina Respiratoria » Congestión nasal

Congestión nasal

Poco a poco, se acerca la Navidad. Por tanto, en breve, el invierno hará acto de presencia en el ambiente. Las bajas temperaturas tienen muchos puntos positivos, por ejemplo, se favorece la realización de deportes como el eski o el patinaje sobre hielo.

Pero también aumenta el riesgo de coger un resfriado o de sufrir congestión nasal. Según el portal Medline Plus la congestión nasal se produce “cuando los tejidos que la recubren se inflaman debido a la inflamación de los vasos sanguíneos”.

La congestión nasal afecta de diferente forma a una persona en función de la edad. Por ejemplo, en los niños mayores no suele ser más que una molestia que no deriva en problemas graves.

Congestión nasal

Por el contrario, cuando se produce en los bebés hay que tener en cuenta que no pueden sonarse la nariz por sí mismos. Cuando se produce la congestión nasal en un bebé puede interferir en la lactancia. Y es que, los bebés respiran por la nariz.

En caso de que la congestión nasal se produzca sólo por un lado, entonces, conviene precisar que el niño puede haberse metido algo en el otro agujero de la nariz. Las causas principales de la congestión nasal son: gripe, resfriado común o infección sinusal. De forma habitual, la congestión desaparece después de una semana de duración. Dependiendo del grado de malestar es positivo consultar con el médico porque puede ir acompañada de fiebre dependiendo de cuál sea su causa.

Imagen: Flickr-Manel

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación. Al continuar con su navegación entendemos que acepta nuestra política de cookies. Más información >